Berenjenas

La Berenjena, sus propiedades y beneficios

Spread the love

Impactos: 3

 

La diversidad de frutas y vegetales que conocemos poseen numerosas propiedades y beneficios que ayudan a nuestro cuerpo y a nuestra salud. Una de las verduras menos consumida y que brinda grandes aportes, es la Berenjena.

Es un alimento delicioso, saludable, versátil en sus distintas preparaciones con propiedades curativas, antibacterianas y antivirales.

Además es un excelente diurético, antioxidante y contiene fitonutrientes que eliminan los radicales libres del cuerpo que son los que dañan las células de nuestro organismo y pueden causar enfermedades.

¿De dónde viene la Berenjena?

La berenjena es una planta de la familia de las solanáceas, originaria de la India, que se caracteriza por darse en climas secos y cálidos.

Esta verdura crece en viñedos y su fruto es de tonalidad morada debido a su elevado contenido de antocianinas.

Es brillante por fuera y blanca o amarillenta por dentro. Su forma es cilíndrica, de puntas redondeadas, su pulpa es carnosa,  ligeramente amarga y puede alcanzar entre los 5 y los 30 centímetros de largo.

Es una verdura con múltiples propiedades para la salud  muy utilizada en la cocina asiática y mediterránea. Por su versatilidad se consume de diversas formas y en diversas preparaciones.

Datos importantes a tener en cuenta

Siempre hay que consumir la berenjena cocida. No es recomendable consumirla cruda ya que contiene solanina, una sustancia que puede ser tóxica, produce dolor de cabeza, dolor abdominal y trastornos digestivos. Dicha sustancia se elimina mediante la cocción y así puedes consumir este delicioso alimento en sus diferentes recetas.

Para quitarles el sabor amargo, puedes colocarlas en rodajas, tiras o lonjas en un recipiente que contenga agua con sal.  Se dejan reposar durante un par de horas o toda la noche antes de consumirlas. Luego se enjuagan para retirar el exceso de sal y se preparas de acuerdo a tu gusto.

Beneficios para el organismo

Este alimento contiene flavonoides y fenoles tales como el ácido cafeico y el ácido clorogénico que actúan combatiendo el cáncer, los virus, el daño celular y bacterias nocivas. Además es rica en cobre, potasio, ácido fólico, magnesio y fibra.

Otra de las ventajas de la berenjena es su versatilidad ya que se puede preparar de diferentes formas para consumirla en la dieta, queda muy bien al horno, salteada o asada.

Propiedades de la berenjena  

Dentro de las propiedades más destacadas de la berenjena, se encuentran:

Ayuda a perder peso: tiene pocas calorías, gran cantidad de agua y produce saciedad por lo tanto ayuda a disminuir las ganas de comer.

Retarda el envejecimiento: contiene nasunina, un antioxidante que se encuentra en la piel de la berenjena que favorece el retraso de los signos de envejecimiento.

Es desintoxicante: activan unas enzimas del cuerpo que eliminan las sustancias nocivas de nuestro cuerpo y lo desintoxican.

Es Diurética: gracias a su alto contenido de agua hace que se estimule la actividad renal y por lo tanto  se convierte en un alimento diurético.

Mejora la anemia: posee magnesio, hierro, calcio y fósforo, lo que la hace ideal para ser consumida a diario a fin de prevenir la anemia, problemas de osteoporosis, enfermedades del corazón y gracias a sus propiedades antiinflamatorias mejora las molestias causadas por reumatismo o artritis.

Antioxidantes: rica en gran cantidad de antioxidantes y fibras, favoreciendo la protección de las células.

Otras propiedades

Ayuda protegiendo contra algunos tipos de cáncer: la piel de la berenjena tiene gran propiedad antioxidante debido a que contiene vitamina E, ácidos fenólicos, antocinaina que le otorga a este alimento una capacidad protectora contra las células cancerígenas y enfermedades cardíacas además de estimular el sistema inmunológico.

Beneficios a las embarazadas: durante los primeros meses de gestación es muy importante la ingesta de ácido fólico, la berenjena lo contiene y es recomendable incluirla en el consumo de la dieta diaria.

Protección contra las enfermedades del hígado: la presencia de glicoalcaloides, ayuda a reducir el crecimiento de las células cancerígenas en el organismo, por otra parte es capaz de estimular al hígado haciendo que produzca más cantidad de bilis, favoreciendo así la digestión de las grasas.

Actúa como laxante natural: regula el sistema y tracto gastrointestinal debido a la fibra presente y su contenido en celulosa lo hace un laxante natural y un excelente depurativo.

Reduce el colesterol: favorece la eliminación del colesterol ya que absorbe las grasas de los alimentos que consumimos.

Favorece a los diabéticos: la cantidad de agua y fibra que posee la berenjena ayuda a bajar los niveles de azúcar en la sangre, esto gracias a que proporciona al organismo una mejor absorción y digestión de los alimentos que ingerimos.

Cómo prepararla    Berenjenas horneadas

Gracias a su versatilidad este alimento permite preparar platos sencillos, exquisitos, nutritivos y fáciles de elaborar. Se puede cocinar al horno, asada, al vapor o frita. La gran variedad y deliciosas preparaciones hacen de la berenjena una excelente alternativa como guarnición, entrada o plato principal.

Muchas son las opciones para prepararla, entre ellas y una de las más usada es rallada y mezclada junto con la carne o el atún. Otra manera de presentarla es hacerla rellena con carne, pollo o atún siendo una opción completa y nutritiva como primer plato.

Si desea cocinarla como entrada, una excelente alternativa es hacerla rebosada. También la puede preparar a la vinagreta y acompañarla con casabe, galletas de soda o trozos de pan: una opción perfecta para un compartir.

Otra, es preparar la berenjena a la parmigiana, un rico plato con ingredientes mediterráneos como el tomate y el queso que dejará a los comensales chupándose los dedos.

Cualquiera que sea la opción que escojas es siempre una excelente alternativa dentro de la dieta diaria y un alimento con propiedades y beneficios que debemos aprovechar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *